Anatomía Según Grey

Nueva Temporada. Todos los lunes.

Próximas Emisiones de Anatomía Según Grey

close
Lunes, 20 Nov
Ring Of Fire
Temp. 13
Episodio 293
Lunes, 20 Nov
Break Down The House
Temp. 14
Episodio 294
Lunes, 20 Nov
Get Off On The Pain
Temp. 14
Episodio 295
Lunes, 20 Nov
Get Off On The Pain
Temp. 14
Episodio 295
Domingo, 26 Nov
Ring Of Fire
Temp. 13
Episodio 293

¿Por qué no podemos olvidar a Derek?

¡Qué difícil es olvidar a McDreamy!

greys_anatomy-426

Para millones de fans de Anatomía según Grey (Grey´s Anatomy), Derek Shepherd fue un personaje imborrable. Entró en nuestros hogares a través de la pantalla y dejó su marca indeleble. Por eso su partida fue una pérdida terrible. Es decir: terrible no sólo para nuestro show favorito... sino ¡para nuestras propias vidas!

Lo que necesariamente nos despierta un interrogante: ¿cómo se puede “sentir tanto” por alguien a quien nunca conocimos? Y desde luego eso nos lleva a una pregunta más general: ¿por qué nos identificamos tanto con ciertos personajes de ficción? ¿Por qué respondemos a ellos como si fuesen personas reales, nos alegramos con sus triunfos, sufrimos con sus tristezas y nos sumamos a sus luchas... y simplemente no podemos tolerarlo cuando mueren? Según la mayoría de los estudios, la respuesta suele ser una: la empatía (¡y vaya si tiene un lugar privilegiado en nuestro cerebro!).

¿Cuántas veces estabas leyendo un libro o viendo una serie y de repente descubriste que estabas llorando desconsoladamente o sonriendo de felicidad? Todos, desde luego, sabemos que esos personajes no son “reales”, y que las historias que están viviendo fueron escritas por alguien (novelistas, guionistas)… Sin embargo, ¿por qué pueden llegar a movilizarnos tanto? ¿Qué nos dice esto de nuestra psicología?

La respuesta, como decíamos, parecería ser la empatía, que, según descubrió un grupo de investigadores de la Mount Sinai School of Medicine de Nueva York, se procesa en un área del cerebro llamada “corteza insular anterior”. Cuando interactuamos con otros seres humanos, nos usamos a nosotros mismos como una suerte de vara para medir las emociones de otros: leemos su lenguaje corporal, su tono de voz, analizamos las expresiones del rostro y usamos nuestra propia experiencia para reaccionar a esas señales. Sin embargo, lo interesante es que hacemos algo similar con los personajes de ficción. De hecho, a veces nos resulta más sencillo empatizar con ellos que con personas reales...

Al ver las acciones de los personajes de una ficción, nuestro cerebro recrea para nosotros el sentimiento (dolor, amor, tristeza, fracaso) que vemos en pantalla. Tenemos empatía con los personajes de esa ficción porque, literalmente, experimentamos los mismos sentimientos que ellos.

Es más: según Keith Oatley, de la Universidad de Toronto, la ficción nos hace ser más empáticos, ya que nos permite ponernos en la piel del otro y tener una mejor comprensión social. Es decir: una suerte de círculo virtuoso de empatía.

Ya ves, a veces la realidad y la ficción no están tan separadas. ¡Al menos en nuestro cerebro! No te pierdas los episodios estreno de Anatomía según Grey, por Sony.